Viaje a Rodas

Viajes a Rodas

Viajes a Rodas

 

Organizamos tus Viajes a Rodas desde el conocimiento del destino . “Colosal” es el adjetivo que mejor define a Rodas. Se halla a menos de 15 kilómetros de la costa turca y otea de cerca la belleza del imperio otomano, aunque pertenece a Grecia ya que es la isla más grande del archipiélago del Dodecaneso.

 

Con 78 kilómetros de longitud y apenas 39 de anchura, la isla de Rodas tiene las medidas perfectas para que la recorras tranquilamente en moto o en bicicleta de alquiler, planteándote varias etapas.

 

Si eres amante de las escapadas sorpresa, tienes ante ti un nuevo reto: un viaje a Rodas.

 

La capital de la isla también se llama Rodas. Esta ciudad es universalmente por la historia de su Coloso. Este monumento, que presidía el puerto, estaba considerado una de las 7 Maravillas del Mundo Antiguo.

 

La estatua, realizada con placas de bronce sobre hierro, medía 32 metros de altura y representaba a Helios, el dios griego del sol. Fue realizada en el año 292 antes de Cristo y un terremoto la destruyó en el 226 a.C. ¿A qué esperar para organizar tus mejores viajes a Rodas?

 

Pero además de pasado, Rodas también es presente. Con poco más de 70.000 habitantes censados, es una urbe tranquila, apacible, mágica.

 

Junto al importante puerto de Mandraki se halla el núcleo antiguo, la Ciudad Medieval, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

 

Algunos de los puntos de interés que no puedes perderte en tu deambular por las calles son el Palacio de los Grandes Maestres de la Orden, el Museo Arqueológico ubicado en el antiguo Hospital, el Palacio del Arzobispo y el hermoso Mercado. La amalgama de arquitecturas bizantina y otomana te sorprenderá en tu Viaje a Rodas.

 

Si te gusta la historia, en tu viaje a Rodas tienes otras dos excursiones que te van a apasionar: la visita a las ruinas de Líndos y a las de Kámeiros.

 

En cuanto a las playas que rodean la isla, Ialissós es, probablemente, la más conocida, sobre todo para los amantes del surf. Es un paraje único, inolvidable.

 

Otro de los grandes motivos que justifican un viaje a Rodas es su animada vida nocturna. Su capital, sobre todo en época estival, parece no dormir nunca. Las noches son bulliciosas, animadas, jóvenes. Hay una amplia oferta de bares, pubs y discotecas para todos los gustos y todas las edades, que harán de tus madrugadas una historia interminable…